Cerdeña: el paraíso terrenal

La playa es uno de esos lugares en los que puedo pasar días enteros sin aburrirme. Tomar el sol, pasear, bañarte, nadar, jugar a palas, a cartas o simplemente conversar son algunas de las muchas actividades que se pueden practicar sobre los arenales y de las que disfruto enormemente.

Paradójicamente, no suelo elegir destinos de playa para mis vacaciones, ya que prefiero distribuir mis viajes a lo largo del año y centrarlos en descubrir ciudades. Sin embargo, este verano he hecho una excepción y he pasado una semana en Cerdeña.

Mapa Cerdeña

Con 1,6 millones de habitantes esta isla italiana es bastante más grande de lo que cabría esperar. El terreno es montañoso, lo que hace que las carreteras (de doble sentido y bastante estrechas) estén repletas de curvas. Este es, precisamente, su mayor hándicap, la cantidad de tiempo que se tarda en recorrer distancias relativamente cortas.

El resto de características de Cerdeña son muy atractivas. Es un sitio turístico, pero no masificado. Los edificios son de dos o tres alturas, como máximo, y mantienen un estilo típicamente Mediterráneo. La gran mayoría de sus visitantes son italianos y eso hace que el resto de nacionalidades sean consideradas “exóticas” y tratadas con especial deferencia. El carácter, tanto de los italianos veraneantes como de los sardos, es abierto y amigable, lo que hace que pronto te sientas integrado en el lugar. Además, la vida nocturna es impresionante con locales construidos en lugares inimaginables y multitud de fiestas al aire libre.

Santa Teresa de la Gallura

Por encima de todos estos atributos destacan sus impresionantes calas. Numerosas y cortas de extensión pueden encontrarse a lo largo de la costa con su arena blanca y sus aguas cristalinas. Para disfrutarlas una buena idea es llevar una colchoneta para tumbarse en el mar y relajarse al sol.

Cerdeña

Entre los distintos lugares que visité hay tres especialmente recomendables.

Porto Cervo

Considerado el Puerto Banús italiano. Son impresionantes las embarcaciones atracadas en sus muelles y el centro comercial de marcas de lujo liderado por los almacenes Harrods. El dinero sale por todos sus costados, aunque, al mismo tiempo, se puede comer de forma asequible. Perfecto para un paseo al atardecer.

Porto Cervo

Playa de La Pelosa

Definido como el arenal más bonito de la isla es uno de los más largos. Pelín masificado, es interesante ver los estilismos de la gente y comprar alguno de los múltiples artículos que venden, como bisutería de conchas y toallas de playa, en embarcaciones metidas directamente en el agua.

Playa de La Pelosa

Archipiélago de la Maddalena

Una excursión en barco muy agradable que te lleva a ver diversas calas de este archipiélago y a visitar el pueblo más grande de la isla de la Maddalena que, con más de 11.000 habitantes y conocido por albergar una base de la OTAN, conserva el encanto de las pequeñas localidades italianas.

Isla de la Maddalena

Cerdeña es un lugar que merece ser visto y que ha cambiado mi percepción acerca de las vacaciones “de playa”. ¿Cuál será el destino del año que viene?

Anuncios

3 Respuestas a “Cerdeña: el paraíso terrenal

  1. Debo de decir que si ya tenía de ganas de conocer Cerdeña, me han aumentado tras leer este post!!! Impresionantes playas!!! Envidia modo on… jijij

  2. Un destino al que se puede volver, sin duda!

  3. Pingback: Lo mejor de 2013 | Nahia Nebra's Blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s