Escapadas: Las Landas y Rioja Alavesa

Me encanta hacer una escapada de fin de semana a lugares cercanos, porque te permite romper con la rutina y te da la sensación de que has tenido unas minivacaciones.

En septiembre y octubre he realizado dos escapadas a Las Landas y a la Rioja Alavesa, lugares que ya conocía, pero que no visitaba hacía tiempo. Ha sido sólo una noche en cada sitio, pero me ha servido para redescubrirlos, reafirmarme o cambiar mis primeras impresiones sobre ellos y, lo más importante, desconectar.

Las Landas, en el sur de Francia, es una región de extensos bosques de pinos e interminables playas. La recorrí por primera vez en la Semana Santa de 2010 y volví impresionada con sus paisajes, pero la temperatura aún era fresca como para disfrutar de sus arenales.

Septiembre ha sido el mes elegido para mi segunda vez y he tenido la suerte de que el tiempo ha acompañado. Estoy convencida de que con un clima más cálido sus playas serían la envidia de muchas otras. Son largas, de arena fina, protegidas por dunas y no cuentan con edificaciones cercanas. La única pega son las enormes olas, maravillosas para los amantes del surf, aunque no tanto para el común de los bañistas, junto con la baja temperatura de sus aguas.

Las Landas

Nos hospedamos al lado del lago de Port d’Albret que es un oasis de tranquilidad.

Lago Port d'Albret

Además, estábamos a un agradable paseo del pueblo, donde había mucha animación con música callejera y gente en diversas terrazas.

En definitiva, volveré a visitar esta zona, cuyo inconveniente es la relación calidad-precio de sus alojamientos, muy inferior a la de otras regiones como Cantabria y Asturias.

Soutons

La vendimia este año se ha adelantado y para cuando fui a la Rioja Alavesa ya había concluido. Sin embargo, eso no hizo que el paisaje otoñal en los viñedos no fuese sencillamente espectacular.

Viñedos Rioja Alavesa

Recorrimos Labastida, Elciego y Laguardia y aquí sí que admito que mis primeras impresiones cambiaron bastante. Recordaba Labastida y Elciego más espectaculares de lo que las he visto en esta ocasión. Por el contrario, Laguardia me conquistó con su Casco Histórico que recibe así al visitante.

Recibimento Laguardia

Y sus esculturas viajeras, que habían dejado huella en mi memoria.

Esculturas Viajeros Laguardia

Volveré con más calma a pasear por esta preciosa villa alavesa en alguna de esas excursiones otoñales que tan bien vienen.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s